pic

Celler Mas Foraster 6:30 am Agosto 2018

Nos preparamos para un día largo de vendimia.


pic

Celler Mas Foraster 6:32 am Agosto 2018


pic

Celler Mas Foraster 6:32 am Agosto 2018


pic

Camino Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, 6:55 am Agosto 2018


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, 7:00 am Agosto 2018

Descargamos las cajas que necesitaremos para recoger la uva.


pic

Inicio de la vendimia, Vinya del Coster, Pie Montañas de Prades, 7:12 am


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

La uva se recoge en cajas de 20 kg.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

En el remolque cargamos 200 cajas vacías preparadas para varios viajes al Celler y volver al viñedo.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

Estas tijeras de podar son las que usaba su padre para vendimiar las mismas vides.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

Las cajas se dejas a lado y lado del camino para después recogerlas y ponerlas en el remolque.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

Sierra de Miramar, o como la conocemos en casa, Nariz de Gigante.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

Ricard Sebastià Foraster, 3ª generación Celler Mas Foraster.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

Duna, 8 años, la que mejor se lo pasa.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

Las cajas se ponen unas encima de otras sin aplastar la uva.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

En un día llenaremos unas 300 cajas.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

Cuando el remolque está lleno se dirige hacia el Celler para descargar toda la uva.


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018

Las cajas llenas se vacían en las tolvas de recepción.


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018

El mosto y las pieles se llevan hasta la tina.


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018

Los pequeños de la casa también están en el Mas (Mas Foraster).


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018

Quieren ayudar a los mayores y vienen con muchas ganas.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

Padre (Ricard Sebastià Foraster) e hija (Julieta Sebastià Meneses).


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

Pep, el más pequeño, hace los controles de calidad, que todo esté bien maduro y bueno.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

¡Hola!


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

¡Hola!


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

Volvemos a cargar el remolque.


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018


pic

Vinya del Coster, al pie de las Montañas de Prades, Agosto 2018

Es hora de comer.


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018

Julieta Foraster.


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018

Que no falte el vino en la mesa.


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018

¡A comer!


pic

Celler Mas Foraster, Montblanc, Agosto 2018


image